Ice Bucket Challenge, la historia tras el fenómeno viral

“Ha sido increíble”, explicaba Pat Quinn, sorprendido con la atención mediática que ha suscitado el “Ice Bucket Challenge” y que permite un mayor conocimiento del ELA: la esclerosis lateral amiotrófica, además de lo más importante. Donar dinero para investigar sobre esta enfermedad neurodegenerativa.

Pero, ¿Cómo empezó el Ice Bucket Challenge?

Probablemente, si has estado encerrado en los últimos años y no tienes perfil de Facebook no lo sepas. Si no es así, vayamos al grano. Desde hace muchos meses, existe la moda en las redes sociales de realizar diversos retos y nominar a amigos a seguir ese reto o compensarlo de otra manera.

Por ejemplo, hasta hace poco, en España estuvo la moda de subir fotos de cuando se era pequeño y, si no, invitar a una cena. Este entretenimiento se diversificó en otros retos, entre los cuales destaca el “Ice Bucket Challenge”, que consiste en tirarse un cubo de agua con hielo sobre la cabeza. Pronto, junto a este reto servía para elegir una organización a la que realizar una donación, sin especificar cuál.

Según recoge Time, el pasado 15 de de julio, Chris Kennedy, de Sarasota (Florida) recibió este reto y decidió vincularlo a una campaña de donaciones para la investigación de esta enfermedad y enviárselo por Facebook a Jeanette Senerchia, prima de su mujer y cuyo marido, Anthony, padece esta enfermedad.


En un principio, Jeanette utilizó los hashtags #takingiceforantsenerchiajr y #StrikeOutALS. Este reto se propagó de forma rápida hasta llegar a Nueva York, donde le llegó a Pat Quinn, que fue diagnosticado de esta enfermedad a sus 31 años en marzo de 2013. Las redes sociales y los amigos en común con Pat Quinn llevaron esta campaña a Pete Frates, en Boston. Pete Frates, que tiene ELA desde 2012, fue capitán del equipo de béisbol de Boston College y jugó a nivel profesional en Europa. Con un gran número de seguidores, Pete Frates subió su vídeo el 31 de julio.

Desde entonces, no hay ni un famoso que no haya pasado por esta cadena. O esté a punto.

ice bucket challenge

Un fenómeno viral de más de 15 millones

A estas alturas de 2013, la Asociación del ELA había recaudado para la investigación 1,8 millones de dólares.

Hasta la fecha, se han superado los 15,5 millones en un éxito sin precedentes. Otro hecho que denota la mayor conectividad social de las redes de personas de sitios tan lejanos.

Críticas a la Campaña del Ice Bucket Challenge

A pesar de ello, algunas voces se han levantado contra la campaña por fomentar el “activismo de hashtag”, el activismo que requiere poco tiempo y poco esfuerzo y estrechamente enlazado con las redes sociales. Por ejemplo, Will Oremus del portal Slate habla de que mucha gente se habrá gastado más dinero en hielo que en donar. Y no serán los únicos en pensarlo, pues ese artículo se ha compartido más de un millón de veces en Facebook.

Este es el ejemplo que ha tomado Charlie Sheen, el único que se ha volcado la donación en la cabeza, en vez de agua con hielo.

Con los datos en la mano, está claro que no le habrá importado demasiado este aspecto a la Asociación del ELA.

Port Relacionados